Taberna To-Bar: el menú alicantino más económico de la ciudad

Bajo el concepto casa de comida, en 2.010 nació To-Bar, la apuesta por la cocina tradicional Alicantina de los hermanos Tovar. Inició su andadura en Villafranqueza y en estos años han ampliado el negocio a Alicante y Albufera. En todos los casos el estilo es el mismo: un entorno especial, de casa típica, con patio y decoración a la antigua, un menú de productos de la comarca, un precio bajo y un servicio enfocado al cliente. Llegar y por menos de 20 euros solo elegir la bebida, el plato principal y disfrutar de gran menú y una gran atención a un precio low-cost.

Nuestra visita fue en otoño, al local de Alicante y lo primero que nos llamó la atención fue el local, con dos ambientes y a cada cual con una decoración más acogedora. La parte de la entrada como una taberna de pueblo y la interior como la casa de tu abuela.. Lo segundo fue el servicio, la atención fue impecable y como nos aconsejaron y nos ofrecieron la comida de los niños fue un detalle. Tras explicarnos que lo mejor para ellos era que tomaran unas croquetas y un arroz empezamos con el menú. Este va cambiando algunos platos en función de la temporada y el mercado pero siempre es un principal más unos entrantes que en nuestro caso fue:

- Pan de pueblo con dulce de tomate y alioli.
- Embutido de la zona, con chorizo, butifarra blanca y butifarra negra

- Coca de mollitas. Una curiosa coca de harina, que da una sensación curiosa, como comerse harina a cucharadas.

- Ensalada
- Frito de la casa: croquetas
- Coca de pan de aceite (con verduritas de la huerta) de mar o montaña

- Aperitivo de nuestro mar. Unas gambitas


Para el principal las opciones eran arroces: Negro, de musola, de congrio, de rape y almejas, de morena, de pelletas de bacalao con verduras o marinero. Fideuà: negra o marinera. Gazpacho:
Marinero o de bacalao con setas y morcilla. Elegimos el arroz de rape y almejas, muy meloso y sabroso.

La comida estuvo acompañada por vino en porrón y terminó con un bizcocho de almendras con chocolate, un postre algo flojo comparado con el resto de la comida, poco sabor y una textura complicada.

Con un café de puchero y unos chupitos de mistela salimos de allí tan contentos y bien comidos como si hubiéramos estado en un michelín. Quizá las raciones sean algo cortas y no acabas inflado, el arroz viene servido y la ración es pequeña pero el menú suele estar entre los 15 y los 18 euros (dependiendo de los platos de ese día). Nuestro menú fue de 17,5€ y para los niños, los dos arroces y sus croquetas fueron por 10€ (solo 5 pax) por lo que esta comida, para los cinco que íbamos, fue de solo 62,5€ y encima con mucha calidad, ¿es o no es para salir contentos?

Reservas por teléfono: 645616838
Menú: http://tabernatobar.com/menu/

Comentarios