miércoles, 6 de enero de 2016

Hamburguesas XXVI: Bacoa

Nuevo en la ciudad. En pleno centro de Madrid han abierto esta hamburguesería. Hamburguesería y solo hamburguesería. No busquéis nada más en la carta ya que el resto de opciones son: una ensalada o elegir el acompañamiento entre patatas fritas, alioli, rústicas y bravas o ensalada mezclum. Tampoco hay postres y las bebidas van en vasos de plástico.

El funcionamiento es simple, coger una carta-hoja de pedido, rellenas lo que quieres, lo das en barra y pagas. Te dan un aparatito con tu número de pedido y cuando está listo o te avisan o te lo bajan si estás en la planta inferior. Te bajan la comida, la bebida te las bajas tú y apañate como sean varias cosas porque no hay bandejas y tendrás que darte varios viajes.

El servicio es joven y atento. Un poco inexperto pero he de reconocer que le ponen ganas y buenas maneras. El local tiene una buena decoración, original y con toques como las sillas con cesta inferior para dejar las cosas. Por ponerle un pero la planta de abajo tiene un bonito techo pero del que cae polvo de ladrillo, es un detalle que deberán pulir porque resulta algo incómodo.

La carta de hamburguesas tiene 11 referencias. Desde la clásica, con tomate, lechuga a una Burgos de cordero lechal, Vegetariana, Japonesa, de pollo u otros tipos con ya pocas variaciones, Australiana, Machega o Bacoa.

La hamburguesa: siempre las hacen al punto, se lo pillan bastante bien, incluso un poco por debajo, algo que en mi caso prefiero a que la hagan demasiado. También consiguen buen sabor a parrilla. El pan también lo puedes elegir entre blanco, integral o sin pan. El blanco es consistente, muy tostado y apenas se deshace. Al pedirla puedes elegir también si quieres carne del Norte o ecológica de los Pirineos, el tamaño es de 200 gramos. Las salsas están sobre las mesas, son caseras y hay brava, brava picante y ketchup dulce que no gustó demasiado porque no tenía mucho sabor.

Nuestra cata fue:
- Una japonesa (6,70€) con la carne glaseada, lechuga y salsa Teriyaki. El tratamiento de la carne no me convenció porque la secaba un poco pero estaba buena

- Una clásica: con la carne roja, tomate, lechuga, cebolla y mayonesa casera. Muy lograda para el precio que tenía (5,90€)

En resumen: las hamburguesas están logradas, merecen la pena y son baratas, por 10-15 euros puedes tomar la hamburguesa con bebida y acompañamiento. En nuestro caso tres hamburguesas, con tres bebidas y dos de patatas salió por 30 euros. Como no es un restaurante no es lugar para una comida tranquila y de sobremesa pero es una buena opción para comer algo rápido...

1 comentario:

  1. El arte de la hamburguesa se apoya en la calidad de su carne que, por lo que cuentas, aquí le dan cierta importancia. Tomo nota, parece un lugar céntrico y tarde o temprano hay que pasar.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...