lunes, 25 de febrero de 2013

La morcilla de La Bicha (León)

ACTUALIZACIÓN: en diciembre de 2.013 nos enteramos de la triste noticia de que "La Bicha" había cerrado pero, a mediados de 2.014, volvió a abrir. Local reformado pero sigue teniendo la mejor morcilla de León y a, Paco, el camarero "más borde de España".

La entrada de hoy está dedicada La Bicha, un famosímo local de León especializado en morcilla. Solo por lo que nos costó conseguir probarla (tres intentos, ni más ni menos), se merece una entrada para él solito.

La primera vez que fuimos, habíamos ido Andy y yo solos a pasar el fin de semana a León. El olor a morcilla que sale del local, aromatiza la plaza Plaza de San Martín, zona neurálgica del Barrio Húmedo. El viernes nos fijamos en el local pero nos resultó imposible entrar por la cantidad de gente que había (además, el dueño es un tanto peculiar y cuando considera que el aforo ya es suficiente, pone el semáforo en rojo, cierra la puerta y no se puede entrar).

El sábado, habíamos comido copiosamente y por la noche estábamos bastante llenos, así que optamos por tomarnos la primera en La Bicha con la esperanza de poder tomarnos un pinchito de morcilla para probarlo... pero no hubo suerte. De tapa, nos pusieron una tapita de chorizo. Le preguntamos al camarero si era posible que nos pusiera una tapita de morcilla o media ración, y que nos lo cobrara como quisiera... "La morcilla, en bocadillo o por raciones". Esa fue su respuesta en tono borde y despectivo... y es que el dueño y su pose daría no solo para una, sino para dos o tres entradas él solito... pues nada, que con las ganas nos quedamos.

Un año mas tarde, movilizamos a nuestros amigos para hacer una excursión a León, con el único objetivo de probar la morcilla. Si vamos 8, podremos comernos entre todos una ración, ya que no las pone por tapa... Pues maldita mala suerte, que en todo el fin de semana no abrió ni por la mañana ni en sesión de tarde. Nada de nada. Segundo intento fallido.

Casi tres años después, de camino a Asturias, nos pilló la hora de comer al ladito de León, así que decidimos parar. Nos metimos en el Húmedo y allí, en el bar de enfrente, agazapados, esperamos ansiosos y temerosos a la vez, a que abriera el local. Y por fin lo conseguimos!!! A las 13:30, levantó el cierre y entramos los primeros. A saber, que si quieres consumir vinos, solo tienen del "País Leonés". Ni se te ocurra pedir un Rueda o un Rioja. En esta ocasión, nos ofreció de tapa chorizo o morcilla (leches, digo yo que si la primera vez nos hubiera ofrecido la morcilla, ¡cuánto tiempo habríamos ahorrado!), pero como íbamos totalmente concienciados a tomarnos una ración para dos, la tapa fue de chorizo y nos pedimos una ración de morcilla. Nos salió por las orejas, pero no dejamos ni una migaja! Hace honor a su fama, eso sí, pica que no veas, así que si quereis tomaros una racioncilla, recomendamos que vayáis por lo menos 4.

Ese día disfrutamos de otro punto de vista del dueño y sus charlas políticas que nos entretuvieron la estancia y salimos de allí, tras un par de rondas, por 10€ (5,5€ la ración de morcilla).

domingo, 3 de febrero de 2013

Hamburguesas II: Peggy Sue

Peggy Sue es otra franquicia con el mismo formato de diner americano que el Tommy Mel's, con sus colores pastel y su Rock'n'Roll. No está tan extendido como éste y no se suele encontrar en los centros comerciales. Aún así, han aflorado por todas partes.

Nosotros visitamos el local de Majadahonda. Un local pequeño, estrechito y en una calle algo escondida. Eso hizo que nuestra comida fuera muy tranquila y que todo el tiempo pudieramos elegir la música. Porque la gracia de este local es que tienes una máquina de discos en cada mesa con una estupenda selección de música de los 50, 60 y principios de los 70. Si eres un fan de este tipo de música puedes disfrutar tu comida con Rock del bueno.

Sobre la comida. A nuestro gusto le falta una hamburguesa estrella, la explicación la dan ellos mismos en su carta diciendo "No tenemos porque decirte como combinar las hamburguesas más ricas. Seguro que tienes tu propia fórmula secreta" y lo que haces es pedir la hamburguesa (6,75€) y puedes añadir entre 4 ingredientes (lechuga, bacon, cebolla, pepinillos, quesos, etc) o salsas. El pan es especial, tostado con cerveza Guiness, y hay que reconocer que le tienen pillado el punto a la carne, la dejan poco hecha pero muy, muy jugosa. Esta carencia de hamburguesa bandera la suplen con la salsa Mummys que es original y exclusiva de este local y que es una especie de mezcla de mahonesa, mostaza, pimienta y ketchup.

El resto de la carta lo habitual: perritos, sandwich, tacos y lo que llaman las cestitas: fingers, nachos, aros de cebolla, etc. Además tienen steaks y pizzas. Los postres también son los americanos típicos, helados y brownies, a un precio de 4,25€

Comimos 2 hamburguesas con Lechuga, cebolla frita, y bacon (no era el típico crispy bacon americano sino más bien como un jamón pero estaba bueno) y salsa Mummys con patatas, 2 cocacolas; de postre un brownie con helado, 1 tarta de chocolate y un cafe. Todo por 33,65€.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...