domingo, 23 de octubre de 2011

Buscando la mejor tortilla de La Latina I

Con la intención de encontrar "La mejor tortilla de La Latina" para allá que nos fuimos con la firme decisión de entrar solo en bares donde sirvieran este manjar. Queríamos probar cuantas más mejor pero tanta chulería se paga y finalmente, en esta primera cata, solo pudimos ir a 3 sitios.

La causa de pisar tan pocos bares fue de la tortilla de la Taberna el Bu, ya que el pincho era una tortilla entera que nos dejó sin hambre. Este local es bastante reciente y se encuentra en la calle Humilladero. El sitio está muy bien, grande y amplio, sin los agobios de otros locales de la zona, y con una buena carta de tapas. Pero la tortilla no es su especialidad, no es gran cosa. Te sirven una entera que da para 4 personas y por supuesto la preparan siguiendo los cánones de la moda actual: la cebolla está caramelizada. Pero aún así estaba un poco seca, con la patata algo pasada y muy normal de sabor. El precio, eso si, muy correcto: 6,5 € la tortilla entera.

En la misma calle está el Txirimiri. Aquí si que sirven una de las mejores tortilla de la zona. Con cebolla caramelizada, como no. La hacen poco cuajada y cuando sacan una a la barra suele haber codazos por conseguir un trozo. En este bar hay una buena variedad de pintxos pero la tortilla es la estrella y, aunque esta vez la patata estaba poco hecha, es una de las 2 mejores de la zona. El precio, 2,30€. También te ofrecen una tortilla rellena de jamón y queso que no está nada mal.

Por último, la ganadora de la noche: la tortilla del Juanalaloca. Este bar de la Plaza Puerta de Moros en poco tiempo se ha convertido en un clásico, apareciendo incluso en la guía Trotamundos. Es uno de los locales de moda y aunque en su barra hay muchos pinchos que elegir, aquí también la tortilla es la estrella. El formato es el habitual, huevo poco cuajado y con cebolla caramelizada pero aquí le dan a la patata la cocción perfecta y un sabor espectacular. El único pero es el precio, el pincho cuesta 4 eurazos, un exceso por un trozo de tortilla aunque merece la pena probarlo.

Y vosotros ¿qué opináis? ¿Cuál es el mejor pincho de tortilla de la Latina?

jueves, 13 de octubre de 2011

Restaurante Naguar: Un gastrobar en Oviedo

Naguar es el nuevo restaurante de Pedro Martino en Oviedo. Con sus dos anteriores incursiones, ya obtuvo sendas estrellas Michelin, pero al poco tiempo, los locales cerraron sin dejar rastro.

El nuevo local está ubicado en la zona de vinos de moda en Oviedo, en la Avenida de Galicia, junto a la Plaza de América, en lo que los propios restauradores han bautizado como “Distrito Gourmet”.

El local dispone una barra a la entrada y decoración moderna. Cuidadosa colocación de los pinchos (aunque a la hora de la comida siguen exponiéndose bollos de desayuno) y carteles con las numerosas propuestas. Al fondo, la zona de restaurante, con mesas y sillas amplias donde impresiona el carro con la oferta de gin-tonics… Claro indicador de querer ser un sitio de moda. La cocina vista complementa la puesta en escena.

Teníamos ganas de ir y optamos por acercarnos un sábado a comer. Reservamos, aunque en vista de la afluencia de gente, no habría sido necesario. Mesa para 4 muy cómoda. Nos animamos a probar la cerveza con espuma de limón y cardamomo. Realmente rica. La ofrecen también con espuma de manzana, pero tendremos que volver para probarla.

De tapa, por cortesía de la casa, mousse de coliflor y ajo. Sabía más a ajo que a otra cosa (afortunadamente, porque una tapa con sabor a coliflor, a priori, no es precisamente el ideal de tapa).


Para comer optamos por:
- Tapa gourmet: cada bar de la zona tiene una especialidad. En este caso, era yogur de naranja y zanahoria con espuma de coco-curry y mejillones en escabeche. Psé. Buena presentación, pero escasa de sabor y con textura regulín.


- Gambas en panko japonés: gambas fritas rebozadas, crujientes y muy ricas
- Anchoas del cantábrico: si son buenas, como en este caso, no fallan
- Carrilleras de ternera glaseadas: tiernísimas, aunque disparidad de opinión entre los comensales
- Hamburguesa de pancuno: sin lugar a dudas, la estrella de la carta. Habíamos visto a varias personas comiéndola y comprendimos rápidamente el por qué. Pese a llevar queso, no dejamos ni una miga.
- Para rematar, nos animamos con un soufflé de avellanas y helado de chocolate. Hay que esperar unos minutos por este postre, pero merece la pena. Un poco caro en relación al resto de la carta y como posible mejoría, yo cambiaría el helado de chocolate por un chocolate caliente


Todo esto, para compartir, y acompañado con un Albariño Pazo Baion, 100 € los 4 comensales.

Dentro de su oferta hay que destacar su amplia carta de vinos con propuestas internacionales. Además entre semana, se ofrece menú del día. Platos sencillos y tradicionales, entre los que nos han destacado, quien la ha probado, la menestra y, como no podía ser de otra manera en un sitio moderno, los domingos sirven Brunch

En líneas generales, un sitio diferente en Oviedo, en el que el propósito es, según palabras del restaurador, dar de comer “desde primera hora de la mañana hasta la primera copa”.

domingo, 2 de octubre de 2011

Alicante: segunda visita y segundo triunfo

Hemos vuelto a Alicante y hemos vuelto a salir encantados. Eso si, que nadie se piense que es una ciudad de tapeo como puedan ser León, Granada o alguna de las top. Es una ciudad normal donde por la zona de detrás del ayuntamiento, El Barrio, hay bastantes bares, muy buen ambiente y, fundamental, se está imponiendo poco a poco el concepto "caña y tapa".

Lo primero, eso si, era comer un arroz. El sitio típico de la ciudad, La Goleta (que ya comentamos en nuestra anterior entrada: http://viajesytapas.blogspot.com/search/label/Alicante) había cerrado en enero. Según cuentan los nativos problemas familiares acabaron con un restaurante de toda la vida por lo que acabamos dirigiendo nuestros pasos a la zona del puerto una zona donde el riesgo es que puedes acabar en un restaurante para guiris. Elegimos El Bodegón del Mar, y si, algo para turistas si era pero comimos una sepia, unas coquinas y un arroz a banda para 3 que salió por solo 50€. El arroz a banda ha sido uno de los mejores que he probado.

Para el tapeo de la noche, empezamos por Tabernilla 1999,  los lugareños decían que ponían tapa, pero nasti. Sin tapa y eso que el bar tenía muy buena pinta y era agradable para tomar un vino en la barra bien servidos en copa grande.

De ahí fuimos a El rebujito donde había muy buenas tapas y mucha gente. Musica y ambiente joven, tan bueno, que nos quedamos un par de ronda. Con la primera nos sirvieron un plato de almejas y cigalas con la segunda. La consumición con tapa por 1,5€


La noche (en lo referente a tapas) terminó en La Ambrossia. (Argensola, 8). Bastante tranquilo para estar en pleno Barrio y teniendo tan buena carta. Con el vino nos pusieron una curiosa tapa de pate de aceitunas. Y como raciones nos pedimos una bola de queso de cabra con miel y huevos rotos con bacalao; merece la pena probar los huevos.

Alicante va a más. De hecho es una ciudad que se ha apuntado a la moda de las ferias de la tapa con el Tapeo Tour de los jueves (http://www.tapeotour.com/) y otra, para noviembre, de "Tapas, Salazones y Vinos de Alicante" http://www.lomejordelagastronomia.com/sites/default/files/tapas-salazones-y-vinos-alicante-2011.pdf
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...