domingo, 31 de octubre de 2010

Sergi Arola Gastro



Gastro, uno de los restaurantes con dos estrellas michelin en Madrid, es la apuesta personal de Sergi Arola. Este mediático cocinero, discípulo de Ferrán Adrià, regentaba La Broché, en el hotel Miguel Angel, cuando en 2.008 decidió irse por libre y abrir su propio local. A los 7 meses la publicación francesa le concedió, de golpe, dos estrellas, algo nada habitual y, en mi opinión y después de probar su comida, injusto.

Y es que la impresión que me llevé de la visita a este restaurante fue: decepción.

El local estaba vacio lo que daba un ambiente frio. La decoración, modernista, pero con mesas en una extraña colocación tampoco ayudaban mucho a crear ambiente.

Ofrecen cuatro menús que van desde los 95€ para el menú ejecutivo que solo se sirve por las mañanas a los 160€ del menú Gastro, más largo y que se puede combinar con maridaje por 75€ más. Este último es por el que nos decantamos ya que queríamos probar la mayor variedad de platos posibles. La carta cambia cada mes, nosotros comimos:
- Bacalao en cornete de tortilla
- Paté Casero de "Can Gaspar" en una cocapizza de Trampó Mallorquín
- Bravas al estilo Arola
- Remolacha en "Sashimi" al estilo de Alain Passard con helado de aguacate
- Calçots en falsa Vichyssoise, huevo frito y viera salteada en romesco
- Boquerones a las espalda cpn ensalada de manzana y sirope de sidra
- Foie Grass en "Torchon" relleno de Confit de pato con verduras y sopa de cabello de ángel
- Salmonete de Roca, salteado de habitas y guisantes con butifarra negra y velo de jamón ibérico
- Solomillo de Vaca Morucha en su jugo natural con canelón de patata-maíz y tomate
- Yogurt sobre gelee de jengibre, fruta de la pasión y ruibarbo
- Pannacota de regaliz con granizado de manzana y vino blanco, zanahoria y chocolate blanco
- Cacao con emulsión de tomate, pétalos de violeta caramelizados y sorbete de mango.

La verdad es que, quitando algún que otro plato, la mayoria de ellos eran muy normalitos. No despuntaban, ni merecen dos estrellas. Muchos de ellos venían con la misma presentación, helado o crema con la misma forma ovoide y práctimente el mismo sabor. De hecho este es el mayor recuerdo que tengo de la cocina de Sergi, lo que es una decepción ya que me esperaba algo más de un sitio así.

El servicio era correctísimo, aunque tuvimos la mala suerte de que esa noche no estaba Arola por allí, las personas que nos atendieron fueron muy atentos.

En el restaurante no se puede fumar pero en la planta inferior tiene una cocteleria donde si se puede hacer y tomar una copa tras la cena.

Aunque la carta cambia constantemente creo que no volveremos a probarlo. Quizá le demos otra oportunidad al cocinero a ver si tenemos más suerte en el Hotel Arts.

ACTUALIZACIÓN marzo de 2.012: el menú de los mediodías entre semana, recorta su precio a casi la mitad pasa de 95 a 49 euros (con IVA). También se cambia el nombre del restaurante, eliminando el sufijo "Gastró" y abrirá los sábados a mediodía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...